16 de enero de 2011

¿Loros en el Metro de Madrid?

 Del libro "Las grandes estupideces de Madrid"

Parece ser que lo que llaman especies invasivas han colonizado incluso el Metro de Madrid. Ya saben: loros, catatúas, guacamayos y demás animalitos lindos que se compran para tener de adorno en casa hasta que uno se da cuenta de que es un infierno convivir con ellos. Entonces el sufrido propietario se va a la Casa de Campo y los suelta. Los animalitos forman familia, anidan, crían y proliferan. Lo invaden todo y desplazan a la fauna autóctona.
Estoy muy sorprendido porque ahora les van a facilitar el acceso al Metro; será para que viajen sin peligro de recibir una perdigonada. Lo digo por los posaderos que les han colocado en los andenes. Y es que tenemos unas autoridades municipales y autonómicas con mucha sensibilidad. No hay asientos para las personas pero para los loros lo que haga falta.




Ah no, que no son posaderos de loros, sino barras para las posaderas humanas. Colocas tu trasero como dice el cartel y descansas códamente a que venga el metro. Menos mal que ponen las instrucciones en la pared que si no...

  
El caso es que me queda la duda de si no serán para hacer gimnasia en unas barras asimétricas. ¿Será el último truco de un alcalde desesperado por lograr la sede Olímpica?